Saltar al contenido.

El origen del nombre del equipo Tigres del Licey

Por Félix Estrella

SANTO DOMINGO. A principios del Siglo XX en el hoy sector de Villa Francisca, que primero se llamó “El mamey”, debido a la gran cantidad de árboles de ese fruto que había en el lugar y luego “El Tejar” por una fábrica de tejas que operaba en el barrio que hoy lleva ese nombre por doña Francisca la primera esposa del escritor Manuel de Jesús Galván, autor de la novela Enriquillo, el cual le regaló a su amada una amplia vivienda de esa que por su extensión todavía hay quienes utilizan el término villa al citarla.

En ese lugar había una pequeña rigolita o manantialcito al que llamaban Licey, debido a que tenían un respeto a algunas leyendas, costumbres y nombres de nuestros indígenas. Dicen que a ese lugar los muchachos del sector y lugares aledaños acudían a divertirse, y luego salían a “marotiar” o “ramajiar” como decían antes y otros organizaban juegos de pelota rudimentaria que a veces tenían algunas peleas en una época donde las familias hacían grandes esfuerzos por promover la decencia, los valores cristianos y las buenas costumbres; cualquier acción un poco discordante era criticada.

Por eso, al hablar de los muchachos de la posa de Villa Francisca, decían los Tigres de Licey. No del Licey. La capital tenía muchas personas que se vanagloriaban de su apellido y no veían con buenos ojos a los llamados tigres que no eran de su clase social, pero el béisbol estaba en auge y aunque nadie pensó que alcanzaría los niveles de hoy, llamó la atención de la burguesía dominicana que poco a poco y debido a la poca distracción existente se interesaron por lo que hacían los Tigres de Licey o de Villa Francisca, se involucraron y poco a poco lo desplazaron.

Por esa razón en la reunión del 7 de noviembre de 1907 es donde se oficializa para el mundo el nombre de un equipo que hacía varios años había sido formado solo por diversión por inocentes e inquietos carajitos. “Los amarillitos de Licey, que fue el nombre original del club y ese licey no es el del Cibao es el de Villa Francisca, debido a la falta de caminos y carreteras para comunicar un pueblo con otro era raro ver un cibaeño viviendo en la capital.

Con el tiempo, al hablar del origen del club, nadie cita a sus verdaderos creadores los tigueres de la pocita de Licey en Villa Francisca.

Tomado de la página de Facebook de Félix Estrella, cronista e historiador deportivo y publicado con su autorización.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: